Radio Marca Almeria
Destacados Radioblog RadioBlog: Minuto 92

VÍDEO BLOG #Minuto92: El meritorio ascenso, el cargo de director deportivo, el racismo y el compromiso con la verdad

VÍDEO BLOG #Minuto92 El meritorio ascenso, el cargo de director deportivo

VÍDEO BLOG #Minuto92: El meritorio ascenso, el cargo de director deportivo, el racismo y el compromiso con la verdad, por Víctor J. Hernández Bru.

Lo primero que me gustaría decir es que quien mejor posición debe tener para evaluar los refuerzos que le hacen falta al Almería es su director deportivo, aunque estemos ante un club que no tiene ocupado ese cargo por ningún profesional. Estamos ante un club en el que el puesto de director deportivo está vacante, no está ocupado por nadie; y la última vez que se le preguntó a su CEO por esta circunstancia, respondió que él mismo es el director deportivo, ignorando la dimensión del disparate que afirmaba, puesto que no hay un solo club profesional en el que el responsable de la organización general del club lo sea también de los fichajes y, además, que él no tiene la capacitación profesional para tal desempeño.

Dicho esto, la realidad incuestionable es que a la UDA no le ha ido nada mal con ese modelo, puesto que El Assy ha cumplido con el encargo que le administró Turki de ascender a Primera División en un plazo de tres años. Y sí, se que seguramente el potencial económico que el ministro saudí ha puesto en sus manos tiene mucho que ver en la consecución de objetivos y méritos, pero no seré yo quien le reste un ápice de relevancia a lo conseguido ni a quienes lo han conseguido: estamos en Primera y eso nunca es fácil; por tanto, con más o con menos dinero, el mérito hay que reconocerlo.

Dicho esto, tampoco me parece mal la manera en la que ha reaccionado en las primeras semanas tras el ascenso el club, en cuanto a la configuración del plantel futuro. Siempre he defendido que lo primero que hay que hacer, antes de liarse a fichar jugadores como si no hubiera un mañana, es saber qué efectivos de los que están en tu plantilla te valen para el siguiente proyecto. Y aunque es posible que esa labor de evaluación no se haya completado del todo, la realidad es que la UDA ha sentado las bases de un esqueleto básico que me da la impresión de que todavía ha de completar con alguna confirmación más, mientras que comienzan las incorporaciones.

La pregunta es, ¿quién está comandando todo este trabajo? Creo que la respuesta la sabemos todos. El hombre encargado de conformar la plantilla se llama Joao Gonçalves, al que el club se empeña en negar el cargo de director deportivo, aunque actúa como tal, eso lo sabe todo el mundo, sin que nadie pueda decir con total seguridad por qué, aunque también cualquiera intuye, o mejor, cualquiera piensa con total seguridad que el motivo no es otro que su implicación en un caso de presunta corrupción deportiva en Portugal, en el que ya ha sido llamado a juicio por las autoridades judiciales.

Así las cosas, podemos colegir que la UDA sí tiene director deportivo, aunque no sea catalogado así por el propio club y aunque El Assy se empeñe en atribuirse a sí mismo un cargo que no ejerce y para el que no está preparado, formado ni legitimado.

No obstante, no cabe extrañeza alguna en esto: Mohamed El Assy y Joao Gonçalves no son ni empleador-empleado, ni compañeros de trabajo ni jefe y subordinado; El Assy y Gonçalves son socios en un proyecto al servicio de Turki Al Sheikh, a quien conocen hace escasos años. Eso no es ni bueno ni malo, es absolutamente legítimo, aunque por alguna razón, El Assy prefiere no contarlo públicamente.

Por cierto, que soy consciente de que dar a conocer estos pequeños detalles sobre la estructura del club representativo de nuestra provincia es catalogado por algunos pocos analfabetos como ataque a la UDA o incluso como ‘racismo’, por el mero hecho de que uno de los protagonistas de la historia tiene una raza diferente a nosotros. Como ya dije en su día, no perderé ni un minuto en recordar que en mis 48 años de vida y 25 de periodismo profesional, no hay absolutamente nadie capaz de señalar ni un solo hecho racista en mi currículo, por la sencilla razón de que el racismo me ha parecido siempre un comportamiento ridículo, injusto e intolerable… no como el periodismo y la defensa de la verdad, con los que seguiré comprometido mientras siga formando parte de este oficio. Espero que a todo el mundo le quede claro.

Noticias relacionadas

… la cara que se te queda

“Vamos a Lugo con muchísima ilusión y confianza”

Víctor Arrufat

“Una segunda vuelta dura e ilusionante” espera al CD El Ejido 2012 y a Wilfred

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies