El guardameta del Linares, ex del Polideportivo Ejido, confía en que el equipo ratifique en fase de ascenso la gran campaña que ha realizado, siendo líder indiscutible durante todo el campeonato.

El Linares Deportivo es el rival a batir en la fase de ascenso a Segunda B que debe servir para que el Club Deportivo El Ejido recupere la categoría una temporada después. Pese a que las últimas temporadas las liguillas le han dado la espalda al equipo minero, todas las quinielas le colocan en la pole de los favoritos tras completar una fase regular en la que se ha mostrado implacable.

Las sensaciones en la plantilla son “excelentes” después de los tres positivos que se detectaron en los tets serológicos previos a la vuelta al trabajo en el Estadio de Linarejos. El meta ghanés Razak Brimah, el “Zamora” del grupo noveno de Tercera División y ex del Poli Ejido, con 13 goles encajados en los 24 partidos que disputó, se encuentra optimista y lo primero que valora es reencontrarse con sus compañeros. El portero, que se prodiga con asiduidad en las redes sociales, asegura que ahora lo más importante es volverse adaptar a la dinámica del trabajo en grupo y recuperar esas sensaciones que permitieron al Linares Deportivo dominar con autoridad el grupo noveno de Tercera con 75 puntos sumados, con 24 partidos ganados, 3 empatados y solo 2 perdidos, una estadística impresionante, aunque ahora los jugadores están centrados en dos finales a 90 minutos, en la que le vale al Linares dos empates para subir de categoría. “Vamos a seguir el trabajo con humildad con la que empezamos la temporada. Es nuestra seña de identidad y la grandeza del Linares Deportivo”, ha dicho en repetidas ocasiones Juan Arsenal, el entrenador del conjunto azulillo, que cumple su segunda campaña en el cargo con unos resultados positivos. En su estreno terminó segundo en la Liga — solo por detrás del Real Jaén— y en el play se quedó a dos minutos del ascenso después de perder con La Nucía (2-1).

En su palmarés cuenta con un ascenso de categoría con el Atlético Mancha Real en la temporada 2015/2016 al superar en dos partidos al Zamora (3-1 y 0-2).