Radio Marca Almeria
Destacados Manolo Soler

BLOG MANOLO SOLER: Compañeros

BLOG, por Manolo Soler. 

Hoy quisiera escribir estas líneas de mi artículo sobre uno de los eslabones más importantes del engranaje de una plantilla de futbol o de cualquier otro deporte, y que la gran mayoría de veces es determinante en lo deportivo. Y porque no, también  en lo extradeportivo.

El entrenador, los entrenadores, mis compañeros de banquillo, que gran parte de las veces pasan o pasamos desapercibidos, y en otras nos miran como únicos culpables cuando las cuentas no salen.

En este mundillo del futbol (amplío este tema a cualquier entrenador de cualquier deporte) que es en lo que me muevo yo, el entrenador alguna vez que otra es hasta ninguneado. Ya sea por la directiva de turno, o hasta por los pesos pesados de la plantilla.

No es difícil acordarse de casos que surgieron en los grandes clubes de nuestro futbol. Ejemplos del Real Madrid, que cualquier entrenador que este allí, tiene que tener claro que los jugadores más cotizados tienen que estar sobre el terreno de juego, para no bajar en ´la bolsa´, su cotización. O el dilema que surge muy a menudo en el F. C. Barcelona cada vez que los resultados no van todo lo bien que desean. Entonces se suele decir que la plantilla no está de acuerdo con los métodos de su entrenador. Cuestionándose así, si el míster de turno esta cualificado para entrenar allí.

Pues hasta en el futbol base, suelen tener problemas los entrenadores con situaciones parecidas y otras no tan parecidas. Por ejemplo, que compañero de banquillo no ha tenido ´problema´ cuando el hijo del presidente, o algún directivo está en su plantilla y no es titular o juega con poca asiduidad.

O tener que aguantar al padre o madre de turno, dando indicaciones, y que en la mayoría de veces van en dirección contraria a lo que le dice el entrenador.

Podría seguir enumerando situaciones que seguro cualquier entrenador con cierta experiencia pasó por alguna de ellas.

El entrenador, ¨casi nunca gana el partido, son los jugadores los que lo ganan, pero por el contrario,  casi siempre lo pierden¨.

Si el equipo contrario te hace una jugada de táctica a balón parado y te hace gol, que mal trabajas defensivamente la estrategia. Pero si es tu equipo, es quien hace gol en jugada de balón parado, que gran gol hizo tal o cual.

Así está montado esto, y pocas reivindicaciones se suelen hacer, o mejor dicho, pocas las que se suelen conseguir.

Aunque desde los organismos federativos y colegiales de los entrenadores cada día se intenta avanzar un poquito más, mejorando mucho la situación que teníamos los entrenadores de hace unas décadas atrás.

Hay entrenadores que tienen su estilo propio, el cual  intentan inculcar a sus equipos. Y también los hay que se adaptan al grupo que tiene en sus manos. Intentando sacar el máximo provecho de las virtudes de ese equipo. Cualquier método es bueno, si al final el rendimiento fue positivo.

Dado como está organizado esto, los entrenadores somos resultadistas, no nos queda otra. Eso sí, cada uno intentando poner su sello.

Hasta en las bases (deporte formativo) te siguen mirando por los ojos del resultado.

En alguna que otra charla que he tenido con algún que otro entrenador de primera línea, casi todos coinciden en que los mejores entrenadores que han conocido son de las bases. Y que ahí es donde deberían estar, para formar a los futuros jugadores. Por desgracia no siempre es así, ya sea por ambición, o por que el futbol base está mal remunerado, el caso es que aquellos buenos entrenadores van subiendo categorías y casi no vuelven a pasar por las categorías formativas.

En Almería aun hay compañeros que son grandes entrenadores, grandes formadores de jugadores, y que siguen trabajando para las bases. Aunque la tendencia es pasar de largo por el futbol base.

Hoy en día es un lujo tener en los dos banquillos del club representativo de la ciudad a dos compañeros de la tierra. Que han ido haciéndose un hueco para poder estar ahí, y ser nuestras máximas representaciones.

Desde aquí, mi pequeño homenaje a tantos compañeros de banquillo, que semana tras semana, ejercen su labor, con las  mismas ganas o más, de cuando fue su primer día en un banquillo.

Noticias relacionadas

“Un partido apasionante” espera al Almería

Jose Bayo

“Querer y no poder”, el drama del CD El Ejido

Jose Bayo

“Quedan cuatro finales” para CBM Bahía de Almería, la primera este miércoles

Jose Bayo

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies